MI TESTIMONIO SOBRE CARLOS “CASH” LUNA

 

                 

 

  Por Luis H. Lozano, Matamoros, México

     

    Oigan hermanitos lo que dice la palabra apócrifa: “¡No dejéis de dar  vuestros verdes de a $100 al cashier !” (V de Macashbeos 125:432). 

           Fui a un evento masivo de predicación en Matamoros donde vivo, en el Estadio Nuevo Amanecer.  Íbamos mi familia y yo con gran entusiasmo.  Era la primera vez que yo escuchaba de Carlos “Cashier” Luna a quien lo señalan como un vínculo de Dios para ejercer su Poder de sanación 

          El lugar estaba prácticamente lleno.  Casi pensé que “toda la ciudad” de Matamoros estaba allí.

  

          En el camino a pie hacia el lugar, se podía ver un sinnúmero de gente privada de alguna(s) de su(s) capacidades físicas y/o mentales dirigiéndose al mismo lugar.  Madres cargando a sus inocentes criaturas, con males congénitos.

  

          Les confieso que, al verlas, yo iba llorando y clamando a Dios porque todo esto fuera una realidad y que toda esa gente sanara.  Le pedí sólo por ellos, no obstante que yo ya no soy ningún muchacho y padezco síntomas propios asociados a mi edad y mis excesos de la juventud.  

          Una vez que llegué, pensé también en que todo iba a ser espiritual, donde no se involucraba la cuestión monetaria, como cuando Cristo andaba en el desierto. 

          Pero…ah, chirrión!  Ya se estaban preparando muchos diáconos a lo largo y ancho de todo el Estadio con cubetas y sus tapas, cada una con sólo un orificio “a prueba de extracción”, para el ingreso del “cash money”, quiero decir, el efectivo o sea, las ofrendas. 

          Surgieron los cantos de alabanza, las pantallas gigantes ya estaban instaladas, pero ahora con las imágenes de los cantores y demás personas en el estrado, incluyendo los auxiliares (de traje) del pastor Cash.

  

          Casi lo primero que dijo el Pastor, una vez que tomó el micrófono, fue de que todos le llevamos a Dios todos nuestros males y enfermedades (que son muchas) y que por eso no debemos fijarnos en dejar una buena ofrenda, como haciéndonos ver que debe equipararse a lo que nosotros vamos a pedir.

           Así empieza la predicación: todos procedemos a ofrendar.  (Dinero a cubetadas = todo Matamoros) y luego sigue su ponencia. 

           Otra cosa que pensé fue que, como lo ilustra la Biblia (que la gente le llevaba los ciegos y paralíticos a Jesús) la gente le iba a presentar una persona lisiada, paralítica o ciega, igual a la vista de todos, y que Dios o el Espíritu Santo la iba a sanar igual, en presencia de todos, como bellamente se ilustra en el Libro de los Libros. 

           Pero no, todo fue y es, el proceso inverso.  Primero (antes de la oración) menciona que van a ocurrir milagros.  Por cierto, no querían dejar pasar a un lugar a la vista de todos, a una mujer arriba de una camilla de hospital.  Y la apartaron de allí justamente antes de empezar.  Seguramente porque después de la oración, no se iba a levantar.  Luego (después de la oración), invita a que se presenten al frente todos los que sanaron.   

           Se presentan entonces personas que sanaron con casos que, a mi juicio terrenal, son muy fáciles para Dios.  Me da tristeza que abajo se quedan las mismas personas que vi entrar con sus muletas y sus sillas de ruedas y que, a los ojos de todos, van arrastrando sus enormes cadenas de enfermedad o padecimiento, con la tristeza en su rostro de que “esta vez” no fueron favorecidas.  Porque fueron y volverían a ir, con toda su fe.

         Esto es lo que no se vale: que jueguen con la fe.  Yo creo que a Jesús le da asco eso. 

           Antes de los momentos u oración de los milagros, Cash muestra sus “actos de magia o hipnotismo”, dirigiendo un ademán, su aliento o una palabra como “chiao” a sus auxiliares de traje y éstos caen suavemente hacia atrás.  Alguien, les amortigua su caída.

           Yo me digo que esto no lo necesita ni lo quiere Dios…¿o sí? 

          Espero no herir la susceptibilidad de nadie y si lo hice, pido perdón.  No fue mi intención, sino un llamado al despertar.  Pero, en todo caso, también pido que el que se haya sentido herido, ayude a que no presenten las cosas de Dios de tal manera que inviten a pensar que son cosas de los hombres…y no de Dios. 

(Sigue abajo)

Comentario:

Muy oportuno, hermano Lozano, su interesante testimonio sobre Carlitos “Cashier” Luna y sus artimañas del error. Espero que con su manifestación muchas personas abran sus ojitos dormidos para ver el engaño de todos estos delincuentes sátrapas que se visten de cristianos. Estoy seguro que se freirán en el Gehenna en el día del juicio final.

Dios lo bendiga y prospere en la fe,

Luis Lozano

About these ads

2 pensamientos en “MI TESTIMONIO SOBRE CARLOS “CASH” LUNA

  1. JOSÉ, REACCIONAS COMO LOCO PORQUE TE DECIMOS LAS VERDADES DE TU AMADO CARLOS CASH LUNA. PERO LAS VERDADES SON LAS VERDADES Y NADA DE LO QUE DIGAS O HAGAS CAMBIARÁ LO QUE DECIMOS DE CARLOS CASH LUNA Y DE SUS TONTOS SEGUIDORES QUE SE DEJAN EXPRIMIR COMO NARANJAS.
    APOLOGISTA.

  2. Este señorito llamado Claudio es una muestra de cómo han progresado espiritualmente los seguidores de Carlos Cash Luna. Ahora tienen un vocabulario angelical, amoroso y puro. Realmente recomiendo a todos a asistir a las charlas de orientación de Carlos “Cash” Luna…pero eso sí, como dice el Señor, “por sus frutos los conoceréis”, y yo agregaría, además: “Por su lenguaje procaz los conoceréis” (¡a los impíos, claro!).

    Oremos por el hermanito Claudito para que siga adelante con Cash y así pueda enriquecer más su vocabulario, no sólo con los preciosos vocablos “maricón” y “verga” sino con muchos otros más que usan los hijos de Satanás.

    Apologista.

Deja un comentario

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s