LA FECHA EXACTA DE LA MUERTE DE JESÚS

 

 

 

De una profecía que abarca miles de años nos volvemos a una cuya medida de tiempo fue tan precisa que el control divino de su cumplimiento tiene que ser la única explicación lógica.

 

Daniel era un joven príncipe judío que había sido llevado cautivo por Nabucodonosor a Babilonia con miles de sus conciudadanos. Unos pocos años más tarde Jerusalén fue destruida e Israel dejó de ser una nación independiente. Setenta años después de su cautividad Daniel oró a Dios solicitando que la mala fortuna de la arruinada ciudad fuera revertida. En respuesta, Dios le dijo que Jerusalén sería reconstruida, y también pasó a darle una indicación de cuándo los judíos podían esperar a su Mesías, el ungido, como su nombre se traduce. La misión del Mesías sería la salvación de Jerusalén y del mundo entero.

 

La profecía completa se encuentra en Daniel capítulo 9, versículos 24 al 27 donde leemos que Dios habló a Daniel de un período de 70 semanas hasta el final en el que el Mesías habría de venir. Las 70 semanas fueron divididas en tres períodos: 7 semanas iniciales, 62 semanas posteriores, y 1 semana final consistente de dos mitades, así:

 

7 + 62 + 0.5 + 0.5 = 70 semanas

Hacia el final de este período varias cosas sucederían. Al final de la segunda división, que es 7 + 62, ó 69 semanas, Dios dijo que el Mesías aparecería. Un poco de tiempo más tarde el Mesías sería muerto. Durante la semana final Dios confirmaría su pacto con su pueblo, pero a la mitad de la semana sucedería algo que haría cesar los sacrificios en el templo.

 

 

Como usted puede ver fue una predicción detallada y precisa.

 

¿Se cumplió?

 

Dios dijo que la señal del comienzo de este período sería un mandato para restaurar la ciudad de Jerusalén, y una fecha para el comienzo de este período es fácilmente determinada con un error máximo de aproximadamente un año. En el tiempo en que fue dada esta profecía en respuesta a la oración de Daniel por la desolada ciudad, Persia había sucedido a Babilonia como la principal potencia del mundo.

 

En 455 a. de J.C. el monarca persa Artajerjes Longuimano despachó un edicto otorgando al sacerdote judío Esdras un generoso donativo para restaurar la ciudad y el templo de Jerusalén, tal como se registra en Esdras capítulo 7. Por consiguiente, esta fecha marca el comienzo de las 70 semanas de la profecía. Pero el sumar 70 semanas reales a esta fecha sólo nos lleva adelante un año y cuatro meses, así que las semanas obviamente no deben ser tomadas literalmente.

En la Biblia, un día es frecuentemente considerado como un año (Números 14:34; Ezequiel 4:6). Sobre esta base, las 70 semanas o 490 días se convierten en 490 años y la ecuación puede ser reescrita así:

 

49 + 434 + 3.5 + 3.5 = 490 años

Los primeros dos números suman 483, y comenzando en 455 a. de J.C. llegamos al 28 d. de J.C., el cual es exactamente el año en que la mayoría de eruditos creen que Jesús apareció por primera vez en público.

 

 

Su obra de predicación, o la “confirmación del pacto con muchos,” duró 3.5 años, o la mitad de la última semana. Después de estos 3.5 años Jesús fue muerto como la profecía lo predijo. Su sacrificio personal por el pecado realmente convirtió en superfluas todas las ofrendas del templo tal como la profecía también lo había indicado, ya que los sacrificios animales fueron innecesarios tras la muerte de Jesús.

 

Una vez más deben enfrentarse los hechos de la situación. La fecha del aparecimiento de Jesús y la duración de su ministerio fueron predichas con exactitud cerca de 500 años antes. ¿Cómo pudo Daniel haber escrito una profecía tan segura sin la guía del que en las palabras de la Escritura “conoce el fin desde el principio”?

 

Si el espacio lo permitiera, podríamos examinar en forma detallada muchos más ejemplos de profecías bíblicas cumplidas. Otros ejemplos de predicciones que han sido y están siendo cumplidas se refieren a otra destrucción de Jerusalén (esta vez por los romanos), la dispersión de los judíos en todos los países y su restauración en su propia tierra.

 

www.elevangeliodelreino.org

 

www.yeshuahamashiaj.org

About these ads

Deja un comentario

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s