POLVO SOMOS Y AL POLVO VOLVEREMOS

Génesis 2:7

“Entonces Jehová Dios formó al hombre [del] polvo de la tierra, y sopló en su nariz aliento de vida, y fue el hombre un alma viviente.”

Está detrás de su refrigerador y debajo de su cama. Es parte del aire que respira. Mientras que el polvo es común, no es común en todos.

Gran parte del polvo en nuestra vida cotidiana no es más que pequeñas partículas de piel, ropa,  alfombras – sólo pedazos de la vida cotidiana flotando en el aire. Los estudios de las partículas de polvo revelan que la mayoría de polvo es tierra. Sin embargo, un segundo polvo común – incluso a miles de kilómetros del mar – es la sal, y ésta debido al viento provocado por las olas. Esta sal ayuda a formar las nubes que nos traen la lluvia. Las formas más comunes de polvo natural son las erupciones volcánicas y los incendios forestales. Los vientos transatlánticos recogen el polvo del Sahara y son llevados a través del océano, donde bastante de él terminan en Miami para dar a veces la lluvia de un color rosa claro.

No sólo su casa tiene polvo de todo el mundo, es probable que haya también algunos del espacio exterior. Diez mil toneladas de meteoritos y cometas desintegrados llueven sobre la Tierra cada año. Usted puede incluso identificar algunos de estos polvos mediante la acción de un imán a través del polvo en un canal de lluvia. La mayoría de las partículas magnéticas que se adhieren al imán probablemente vinieron desde el espacio. Además, un poco de polvo está vivo, formado por polen, esporas de hongos e incluso por bacterias inactivas, con la esperanza de caer en un buen lugar para crecer.

El polvo nos recuerda que hemos sido hechos del polvo y que algún día moriremos para volver al polvo. ¿Estás listo para resucitar para vida eterna? Todos los preparativos se han hecho por medio de Jesucristo. Busque en la Biblia lo que Dios ha hecho para usted hoy.

La oración: 

Señor, como el polvo nos recuerda que esta vida es temporal. Ayúdame a mirar hacia adelante con esto aún más lo que hago ahora. Amén.

About these ads

Deja un comentario

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s