¿HABITA “LA PLENITUD DE LA DEIDAD” CORPORALMENTE SÓLO EN JESUCRISTO?

Esto dice Pablo a los colosenses:

Colosenses 2:9: “Porque en él habita corporalmente toda la PLENITUD DE LA DEIDAD”.

Los Trinitarios dicen que este pasaje prueba que Cristo es Dios porque en él solamente habita la plenitud de la Deidad corporalmente. ¿Pero será posible tal conclusión, o es que también pueden haber otros hombres que tienen dicha plenitud de la Deidad habitando corporalmente en ellos? Veamos…